Nena Malo Paisajismo

Sobre mi

about-me2.jpg

NENA MALO

Paisajista

 

Proyectar el espacio a mi alrededor, sentir y tomar en cuenta desde los elementos externos hasta los propios y estructurales del lugar para así concebir un espacio vivo, único y personal, es y ha sido siempre el objetivo de cada nuevo proyecto.

La disciplina del paisajismo ha desarrollado en mí la voluntad de palpar el espacio en todas sus dimensiones. Los elementos vegetales, el volumen y la densidad, las alturas, la creación de estancias, el uso de la luz en su claridad o en su sombra, la sorpresa y la incertidumbre ante el lugar visitado así como la perspectiva efímera de cada mirada. Todo conforma la visión de un espacio. 

Los materiales, los elementos y el tiempo son mis herramientas perennes para cada espacio. El metal, el agua, el movimiento del terreno, los reflejos ... son los principales instrumentos de trabajo e inspiración que se pueden experimentar en cada uno de mis proyectos. 

La belleza de la naturaleza reside en la capacidad para crear sensaciones, de vestirlas de estaciones, de conseguir el artificio efímero de una flor, de mantener los elementos en continuo cambio, de duplicar los espacios y del equilibrio entre lo que se nos muestra y lo que está por descubrir. Un lugar modelado por la mano del artista busca, al fin y al cabo, crear esa sintonía oculta en la que todo encaja. 

Desde muy pequeña sentí la necesidad de captar cada imagen, cada instante, cada vivencia. Captar el recuerdo de aquel color, de aquel olor, de aquel momento. Captar las expresiones, los momentos, las sensaciones. Captar la belleza de las imperfecciones, la belleza de cada día, la belleza de la vida... y atraparlos para siempre.

La fotografía siempre me ha acompañado en mi camino y desde aquí quiero compartir lo que veo a través de mi objetivo, o quizás desde mi corazón, quiero compartir mis momentos y mi amanecer.  

Quiero continuar aprendiendo de este arte, de la infinita interpretación de cada mirada y de los increíbles momentos que nos brinda la vida. Quiero provocar los mil sentimientos que una imagen con intención consiguen y descubrir los matices en cada fotografía según el ojo de quien la mire.